idea

Una interesante frase para entender si tu idea para una app o startup tiene potencial

Validación de ideas. Las tres palabras que se encuentran justo en medio de tener una idea y construirla realmente.

¿Tienes una idea para una startup? Arma rápidamente una versión mínima viable que muestre cómo se vería, el MVP de 20 minutos como Ryan de Product Hunt lo llama.

¿Tienes ese MVP? Estupendo. Ahora, deja tu oficina (OK, tu asiento en esa cafetería) y sal a la calle para conseguir algunos feedbacks y validar si realmente tiene algún potencial.

Sin embargo, hay un pequeño problema con la obtención de feedbacks de validación.

Los emprendedores emocionados a menudo estropean las entrevistas de descubrimiento de clientes al bombardear a los potenciales clientes con demasiadas preguntas no estructuradas y utilizar técnicas de entrevista que inevitablemente darán lugar a prejuicios del experimentador.

Por otra parte, esas entrevistas rara vez ponen en claro qué hay para el entrevistado y toda la entrevista termina siendo una situación en donde los emprendedores se sienten como si estuvieran rogándole a los potenciales clientes para quedarse un poco más para que les den un poco más de feedbacks.

En Appster, hacemos docenas de entrevistas de descubrimiento de clientes cada semana. Y no es raro ver a nuestros clientes salir a la calle para hablarle a los consumidores acerca de sus ideas de apps y volver con no siempre recuerdos fáciles.

En los últimos años, descubrimos una interesante frase que hacía que los entrevistados se abrieran mágicamente y empezaran a preocuparse por dar valiosos feedbacks a nuestros clientes:

“Me gustaría tu consejo para que no construyamos la cosa equivocada.”

Me encanta esta frase.

Antes de tener un producto, necesitas validar el concepto. Necesitas entender si va a ser algo que tu mercado necesita o quiere. Hasta este punto, sólo estuvo flotando dentro de tu cabeza.

Con simplemente agregar “para que no construyamos la cosa equivocada” la entrevista se da vuelta. De repente, el entrevistado comienza a sentirse parte de tu viaje y menos explotado. Comienza a ser impulsado por esta necesidad natural de ayudar.

Dale a esta frase una oportunidad la próxima vez que entreviste a tus potenciales clientes antes de construir tu producto.

Obtén los mejores consejos para lograr el éxito en tu e-mail