sueños financieros

Por qué vivir tu verdad es esencial para alcanzar tus sueños financieros

¿Recuerdas cuando eras un niño y los adultos te preguntaban qué querías ser cuando seas grande?

Quizás les dijiste que un científico, un cocinero, un atleta profesional o un veterinario. ¿Y recuerdas sus reacciones?

Dudo mucho que tus padres o maestros se hayan burlado alguna vez y te hayan dicho que tu sueño era tonto o inalcanzable; es probable que recibieras comentarios alentadores y afirmaciones de que podrías ser lo que quieras algún día si estudiabas mucho y eras aplicado.

Pero en algún lugar del camino, mucha gente se olvidó de eso. Recibieron el mensaje de que sus sueños no eran alcanzables. Y ya sea porque experimentaron un revés, cometieron un error, se sintieron decepcionados o recibieron malos consejos, cambiaron los engranajes a algo más fácil o algo más tradicional. Y con eso, sus sueños salieron por la ventana. Tomaron un trabajo de escritorio que odiaban, prometiéndose que sería algo temporal.

Entonces, la vida se interpuso en el camino. Como mujeres, quedamos atrapadas para interpretar tantos papeles para tantas personas en nuestras vidas: esposa, madre, hija, empleada, cuidadora, y la lista continúa.

Es fácil perder la noción de quiénes somos realmente y qué es lo que queremos de la vida. Seguimos una fórmula prescrita y nos preguntamos por qué no estamos satisfechas. ¿Por qué no me satisface mi trabajo corporativo? ¿Por qué no estoy ni cerca de mis metas financieras? ¿Por qué todavía estoy en esta carrera de ratas?

Es hora de ser honesta contigo misma

No estás sola. Los estudios muestran que el 40% de las mujeres desean haber perseguido sus ambiciones de la niñez. Pero no hay ninguna regla que diga que una vez que haces tus elecciones tienes que apegarte a ellas. Tú puedes redirigir tu vida en cualquier momento; el primer paso es ser honesta contigo misma sobre quién eres en tu interior y el segundo paso es honrar a tu “verdadero yo.” Debes permanecer fiel a tus valores, sueños, talentos, instintos, pasiones y todo lo que te hace ser tú.

A continuación, debes definir tu “por qué.” Si estás lista para hacer el cambio, tiene que ser por todas las razones correctas, todas las cosas que te importan. Alcanzar tu sueño, especialmente si tomaste un desvío en la última década o dos, no será fácil. De hecho, francamente puede ser difícil a veces. Es por eso que tu “por qué” tiene que ser cristalino en tu mente y debes sentirlo profundamente en tu corazón y alma. Porque esos son los sentimientos a los que te aferrarás cuando las cosas se pongan difíciles.

Tu “por qué” no puede ser sólo sobre el dinero, porque hay un montón de maneras aburridas de ganar dinero. Tiene que ser un motivador más fuerte, algo que te inspire a seguir empujando hasta llegar a tu objetivo.

Mi por qué me guía a mi sueño

Me gradué de la universidad con un título en negocios y marketing, y de inmediato salí y conseguí un trabajo en el “mundo real”. Rápidamente descubrí que ser una empleada no era mi sueño; yo quería construir un negocio. Así que Robert y yo dejamos nuestros trabajos, y nos dirigimos a California con 900 dólares en nuestros bolsillos y un sueño para construir nuestro negocio.

En dos semanas, ese dinero había desaparecido, y estábamos durmiendo en un Toyota marrón prestado y todo golpeado. Sí, estábamos en la calle. Nuestros amigos y familiares no podían entender por qué no simplemente “conseguíamos un trabajo” como todos los demás.

Ahora, si no hubiéramos tenido un fuerte “por qué” en ese momento de mi vida, ¿crees que podría haber perseverado? Probablemente no. Era espantoso perder cada centavo, pero seguía recordándome mi “por qué” una y otra vez, imaginándome en un trabajo corporativo sin fin y sabiendo en mi corazón que seguir mi sueño valía la pena el sacrificio y las dificultades a corto plazo. Sabía que estar quebrado era temporal, pero ser pobre era eterno.

Ser fiel a ti mismo es una necesidad a la hora de perseguir tus sueños financieros. Tu impulso y pasión te ayudarán a superar los remiendos, las dudas y los contratiempos. Este es tu sueño, así que hazlo real para ti.

Obtén los mejores consejos para lograr el éxito en tu e-mail